El Castillo de Anzur

Castillo Anzur está situado en una de las lomas cercanas a Puente Genil. Su silueta se puede observar desde varios puntos de la comarca debido a su situación geográfica en uno de los puntos más altos de Puente Genil.

Su origen es árabe, se construyó en el siglo X con fines de torre vigía. Fue testigo directo de la Batalla de Arnizol, en marzo de 1126, en la que las tropas del rey aragonés Alfonso I el Batallador, que había acudido en ayuda de los mozárabes, derrotó a los almorávides.

Al igual que la Campiña cordobesa y gran parte de las Subbéticas, fue conquistado por el rey Fernando III mediante pacto (febrero 1240 – marzo 1241), iniciándose a continuación su repoblación y repartimiento de tierras (1258). El castillo de Anzur y las poblaciones de Baena, Cabra y Lucena constituyeron la segunda línea de defensa en la frontera musulmana.

El consejo cordobés, al que pertenecía Castillo Anzur, concedió en 1258 este lugar y su fortaleza al obispado y catedral de Córdoba, y posteriormente fue incluido en el antiguo Señorío de Aguilar por don Gonzalo Yañez Dovinal y sus sucesores. Al extinguirse este linaje, y una vez finalizada la rebelión de Alfonso Fernández Coronel, el rey Pedro I lo donó a Vasco Alfonso de Sousa (1356), que en 1372 se lo entregó a cambio de Almenara, vinculándose definitivamente a la Casa de Aguilar.

El rey Fernando el Católico, estuvo en dos ocasiones (1482 y 1485) acampado en las inmediaciones del castillo Anzur, dentro del término municipal de Puente Genil, (antiguamente La Puente Don Gonzalo) en el lugar conocido como Campo Real, con motivo de la reconquista y guerra de Granada.

Actualmente solo queda la torre vigía, de grandes dimensiones y con pequeños miradores. En los alrededores del castillo se han encontrado multitud de restos arqueológicos como murallas, vasijas, etc.; dado que a los pies del mismo se asentaron a lo largo de los siglos diferentes culturas: la íbera, la romana y la árabe.

Castillo Anzur está muy vinculado a Puente Genil tanto que incluso aparece en el Escudo de la localidad que se hizo tras la unión del Pontón de Don Gonzalo – hasta 1834 dependiente del marquesado de Priego – con Miragenil (perteneciente a la provincia de Sevilla).

0